En un bar bailando.

Recuerdo aquella noche buscando tus besos, mirando tus labios,
queriendo besarlos.

Varias carcajadas y bailes robados,
vacile y tonteo entre copa y cigarro.

Yo solo pensaba y ¿si me lanzo?
necesito unos zancos, casi no le alcanzo.

Mi cerebro actuaba y guardaba distancia,
pero mis ganas llamaban y había esperanza.

Y solo pensaba ¿si me rechaza?
pues yo soy valiente y me lanzo hacia el agua,
si hay flotador me viene de perlas,
pero si no es así, se mover las piernas.

Una encerrona me vino de lujo,
y no fui yo quien la produjo,
sentada en el taxi me acerqué un poquito,
y fue el momento de darle un piquito.

Y la sorpresa me causó furor,
pues no me hizo falta el flotador.

Temblaban mis piernas, temblaban mis manos,
gracias a dios que estamos sentados.

Su boca fue droga, su boca fue fuego,
que ni queriendo yo me despego.

Conseguí encontrarlo en un bar bailando,
cuando antes solo le veía soñando.

Gracias al destino se vino conmigo,
y se convirtió en algo más que mi amigo.

Mi novio, mi chico, mi medio marido,
por siempre a tu lado me quedo contigo.

firma

 

6 comentarios en “En un bar bailando.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s